Dom05202018

Últ. Act.Dom, 20 May 2018 8pm

persichini cerramientos
distruta
prestamos ya
el angel
Back Usted está aquí: Tapa | Editorial

Editorial

MUJERES

Dia_Internacional_de_la_Mujer_8_de_Marzo_8del EDITOR AL LECTOR (por Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.)

Las que ayer recibieron flores y las que no. Las que reciben regalos caros y las que no saben lo que es recibir, siempre dan.  Las que sintieron un beso y las que hace rato extrañan una caricia. Las homenajeadas, las olvidadas, las recordadas, las siempre presentes y las eternamente ausentes.

CIRCO

pan-y-circodel EDITOR AL LECTOR (por Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.)

Dice el poeta con voz de verdad que, «tenemos que ir todos, sin discriminaciones. Los intelectuales y los artistas, los cojos, los mudos y los ciegos; los que pueden y los que no pueden. Es darnos ánimo, encendernos los fueguitos, recuperar los ideales; tener siempre encendidas las luces del circo de la vida. Aunque los payasos estén tristes, las sogas de los trapecistas derruidas y la carpa remendada; el circo de una nueva vida debe continuar.... Está en nosotros....».

Candidatos

del EDITOR al LECTOR

(por Walter Ditrich. Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.)

urnas_votaEl año político comenzó con alto voltaje en el distrito. El 2010 había cerrado con Grenada confirmando que no será candidato a un cuarto mandato. El 2011 arrancó con la visita de Carrió y la semana pasada estalló la confirmación de que Corvatta quiere ser candidato por el PJ.

DISTORSION

edito_webPor Walter Ditrich (Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.)

Para la señora no hay aumentos de precios. Ella ve - en realidad es la única que lo ve así-  una «distorsión y dispersión de precios». Es decir que, según su particular óptica, los precios están «deformados intencionalmente». Por lo que sigue negando la inflación. Para LA SEÑORA, no existe un alza generalizada de precios en el país.


Es extraño el argumento esgrimido por el gobierno para intentar tapar el sol con las manos y seguir diciendo que está nublado mientras ellos mismos se están asando de tanto calor. Salvo algunas tarifas subsidiadas por el Estado, no existe rubro en la economía que no haya aumentado sus precios. Y no una, sino dos, tres o más veces en el año.


Si LA SEÑORA fuera al supermercado encontraría que siguen «distorsionándose» los preciso de la carne, de la verdura, de los lácteos, del azúcar, de los fideos, de las pilas, de las maquinitas de afeitar, de los chocolates, los cigarrillos y todos los códigos de barra que se encuentran en todas las góndolas. Lo único que no aumentó en el súper en lo que va del 2011 es el sueldo de la cajera que atiende.


Si LA SEÑORA saliera de compras en su país y no en las galerías de moda europeas, vería que se distorsionaron los precios de la ropa, el taxi, los pasajes en ómnibus, los útiles escolares, los menú de los restaurantes, las bebidas, los pochoclos, los puestos de venta trucha, las llamadas por celu y, supongo, hasta las tarifas de la zona roja.
Tiene razón LA SEÑORA. No hay inflación. Todo está distorsionado. La distorsión radica en que no existe relación entre lo que te cobran por cada bien que necesitás y lo que ganás a fin de mes.


Tan DISTORSIONADA está la economía que quienes culpan a sectores poderosos de malformar precios, son los mismos que intervienen los mercados en su favor. Moreno y los suyos, meten mano en los precios agropecuarios, subsidian tarifas y servicios públicos, acuerdan con supermercados, crean «mercados populares», rubrican acuerdos de precios y crean «canastas económicas» que nunca nadie puede comprar.


Peculiar, DISTORSIÓN, la de un gobierno que se auto proclama «progresista y popular» e interviene la economía en favor de los grupos más concentrados y sigue generando una tendencia inflacionaria que terminan pagando lo que menos tienen.


Y para defenderse recurren a los números truchos del INDEC y parece que terminan creyéndose la mentira que ellos mismos mandaron a crear.
Todo está DISTORSIONADO. Nos hemos ido desenfocando de a poco y ahora todo se ve borroso. Tal vez, de tanta confusión, la SEÑORA también se halla confundido y no puede leer bien las listas de precios. Una recorrida junto a un ciudadano de a pie, que con un sueldo promedio intente llenar al canasta básica, tal vez la devuelva a la realidad.
Porque difícilmente podremos enfrentar el problema si primero no lo reconocemos como tal. Que así sea.