Vie08232019

Últ. Act.Jue, 22 Ago 2019 11pm

Back Usted está aquí: Tapa | Editorial | FERNÁNDEZ X 2

Editorial

FERNÁNDEZ X 2

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to Twitter

por WALTER DITRICH.- «Argentina es el único país en el mundo donde un Vicepresidente anuncia a un Presidente» dice el chiste. Otro, retruca: «El orden de los Fernández no altera el producto». El sábado es febril. Camino por la calles pigüenses con el teléfono en mano.

El amarillo otoñal de melancólica calma, se mezcla con el febril ritmo mediático del anuncio: «CRISTINA FERNANDEZ ELIGIÓ COMO VICE Y ALBERTO FERNANDEZ COMO PRESIDENTE». Lo decidió ella. Los periodistas no saben qué decir. Empiezan las especulaciones. En C5N dicen que es una «jugada brillante». Y en TN hablan del efecto «Cámpora» y llaman títere a Fernández». Al toque, sale un video de las críticas de Alberto a Cristina diciendo. «No hay nada rescatable de su segundo gobierno»,. Un K responde rápido: «lo mismo que decía Carrió de Macri antes de estar juntos».


Se pone insoportable. En una radio capitalina sanatean sobre qué puede pasar y no tienen ni un dato ni una encuesta. Me dicen que hace unas horas Corvatta había estado con Alberto Fernández y Máximo Kirchner en Lomas. Confirmado: nadie sabía nada hasta la mañana del sábado. Un oyente llama a una emisora de Buenos Aires. Tiene voz de hombre de interior. ¡Déjense de joder, no la voten y listo sino les gusta y ya está!» dice el tipo con el más común de los sentidos.


Pasada la sorpresa inicial, pienso que nada ha cambiado mucho. Luego del anuncio del libro, la pregunta era: ¿CFK juega o no juega?. Decidió jugar. Lógico. Todos coinciden que es la candidata a Presidente con más intención de voto en la oposición. Que juegue de Vice es una sorpresa. Que haya elegido a Alberto aún más. Pero que Cristina se destape con armados electorales poco previsibles era de esperarse. Y que, una vez más, decida ella sola, tampoco es para asombrarse. Basta recordar Cobos, Boudou, Aníbal, Zannini - Scioli y sigue la lista de las decisiones unipersonales de la Jefa del kirchnerismo. Pero el escenario no cambia. Los anti K jamás lo votarán a Alberto porque está Cristina en la fórmula. Se puede sumar algún voto por el perfil más conciliador del ex Jefe de Gabinete. Pero así las cosas, todo se encamina a una segunda vuelta igual que hace cuatro años. Macri vs Los Fernández. Y allí, el voto ANTI decidirá la elección. Cada cual votará a su lado de la grieta. Y los del medio en contra del que menos quieren.


Por lo cual, no veo nada nuevo bajo el sol pigüense del sábado otoñal. Aunque, pienso, el escenario puede cambiar: si Alberto Fernández logra aglutinar a la mayoría del peronismo detrás de su fórmula. Ahi las cuenta darían para que los Fernández puedan ganar en primera vuelta. Aunque resta conocer la fórmula de Cambiemos y el transitar de la economía de acá a octubre que parece poco favorable.


Sigo caminando. Pienso que en balotage quizás la mitad de la población termine votando a una candidata acusada de causas de corrupción gravísimas. Hoy, quien fuera dos veces Presidenta de los Argentinos estará en el banquillo de los acusados por supuesta corrupción en la obra pública. Pateo las hojas amarillas. Me entristece. La justicia argentina, la democracia argentina, esta república en pañales no será capaz de darnos una respuesta antes de ir a votar. ¿Cristina es ladrona o inocente?. Hasta ahora es una cuestión de fe. Yo tengo mi creencia al respecto, pero quiero que me lo demuestren. Y no lo harán. Para unos es un invento de los medios y la corporación judicial. Para otros, CFK es Ali Baba y los 40 ladrones K. La justicia, se tapa los ojos y mira para otro lado. Si es todo un enorme invento y condenan a una inocente, Clarín, Bonadío, Stornelli y la justicia M habrán cometido un enorme atropello a la institucionalidad argentina . Si Cristina fue la Jefa de la Asociación Ilícita mas importante de la historia y queda impune, incluso llegando a la Vicepresidencia, este país estará cada vez más lejos de parecerse a una república.


Como decía el paisano en la radio: «Vótenla o no.Y listo!». Mientras tanto, de la justicia impresentable que tenemos no podemos esperar más que chanchullos.
Apago todo. No quiero escuchar mas. El calorcito sabatino me reconforta. Veo dos chacareros hablar de la lluviecita y tirar número de siembra. Un laburante apura el andamio para acorralar el mediodía e irse al picado en el parque. La comisión de fútbol hace pollos para juntar unos mangos Una abuela estira la jubilación con olor a comida casera, seguramente esperando algún nieto. Veo jubilados de andar pausado, maestras comprando libros aún en día de descanso, un empleado esperar clientes, dos vendedores ambulantes intentando pucherear. Hay pibas con plan de deporte y niños en bici con rueditas en zig zag. Hay Uu comerciante que levanta las persianas y un emprendedor repartiendo el mismo su producto. Veo vidrieras llenas de ofertas y vacías de clientes.


Veo a la familia de Pigüé en el parque para estar juntos. Si al fin y al cabo, este es un lugar de encuentro.


Pienso en la política: Pienso en los políticos. No creo en eso de que los pueblos tienen los gobiernos que se merecen. Esta gente, nuestra gente, merece gobiernos mejores.

Ojalá, la clase política sea capaz de comenzar a construir el país que los pigüenses nos merecemos.