6.7 C
Pigüé
domingo, junio 20, 2021
  • Personajes
Otras

    India: el viaje inolvidable

    Destacadas

    Accidente sin mayores consecuencias

    Un choque entre una motocicleta y un automóvil sólo provocó un susto y...

    EL TREN SANITASRIO ESTÁ EN EL DISITRITO

    Con el objetivo de ampliar el alcance del programa Vacunate, hoy domingo y mañana lunes el...

    SE INICIÓ EL PROTOCOLO PARA LA BUSQUEDA DE RUTH

    PARTE DE PRENSA POLICIAL Se informa que se continúan con los protocolos de búsqueda...

    Mabel Bras e hija-Taj MahalMabel Bras 1M.Bras-desierto•  Mabel Bras,   Junto a una de sus hijas recorrió el norte del país de los mahrajás y las ciudades de colores. Un lugar lejano y mágico en el que vivió experiencias como el contacto con una serpiente, el anecdótico paseo en elefante y camello, caminó descalza en el templo de las ratas, apreció su arte, su cultura y se encantó con la gente.

    Mabel Bras junto a una de su hijas tuvo la posibilidad de viajar a la India, a poco de su regreso, aún sintiendo el aroma de sus especias, nos contó con detalles un recorrido por el norte de ese país tan diferente al nuestro en todos sus aspectos.

    El viaje comenzó a gestarse hace algunos meses por interés, en principio, de su hija quien tiene conocimientos de las distintas religiones de la India, mientras que Mabel se interesa más por la vida de sus comunidades; si bien ambas habían leído y llegaron a destino muy informadas, Mabel reconoce que la realidad es diferente, ya que encontraron una India muy pujante donde la clase baja asciende a clase media y existe un muy buen nivel de educación, principalmente en las ciudades.

    «Realmente colmó todas nuestras expectativas y más, llegamos a Nueva Delhi donde estuvimos un día y medio conociendo los principales edificios, una cosa que nos llamó poderosamente la atención fue el famoso mercado que tienen ellos, que se llama Chandni Chowk, se puede comprar de todo, principalmente lo que es industria textil es excelente porque son muy buenos productores de seda y pashmina, que es la lana de la barba de las cabras, que sólo se da en una parte cerca de Nepal, también piedras preciosas y semi preciosas, verduras, tés de todo tipo, condimentos y especias, hay mucho olor a especias en toda India»; comenzó relatando Mabel.

    La emoción del primer día en la India continuó con la anécdota de la serpiente. «Cuando salimos de almorzar afuera había un encantador de serpientes, fuimos a sacarnos la foto, al acercarnos empezó a tocar con esa especie de flauta, empezó a salir la serpiente y me la colocó en el cuello, es una serpiente de tamaño considerable, en verdad yo no toco un perro, pero esa situación no me dio miedo»; afirmó Mabel.

    Las turistas pigüenses recorrieron más de 3 mil kilómetros con un guía local en un vehículo, la siguiente ciudad en el itinerario fue Agra, situada a orillas del río Yamuna y donde se encuentra uno de los mausoleos más famosos del mundo, el Taj Mahal. « El edificio fue hecho por un mahrajá a su tercera esposa, con ella había tenido 14 hijos de los que sobrevivieron sólo seis, la esposa muere en el último parto, entonces él en su homenaje hace el monumento, a su vez, él tenía programado hacer uno en negro, que iba a ser su propia tumba, pero uno de sus hijos, mata a los tres hermanos y lo pone al padre en prisión para quedarse con el trono».
    «El Taj Mahal está todo construido en mármol blanco, transparente, está trabajado con inscrustaciones, calados, en parte piedras semi preciosas y la cúpula es de bronce ahora, antes era de oro, pero se lo llevaron los ingleses, allí está la pareja enterrada»; describió Mabel.

    Trescientos kilómetros más al norte se dirigieron las viajeras, hacia la reserva de animales Ranthambhore, donde tuvieron la experiencia de ver un tigre, manadas de ciervos, pavos reales, monos y leopardos. « Nos dijeron que tendríamos mucha fortuna por haber podido ver un tigre, fuimos dos veces a la reserva».

    La siguiente en el recorrido fue la ciudad roda de Jaipur, muy pujante por sus industrias, donde muchos edificios, casas, paredones y hasta colectivos tienen ese color. « Acá tuvimos otra aventura, subimos al Fuerte de Amber en elefante, esta experiencia fue bastante traumática, estábamos sobre una silla con una bandita adelante y otra detrás que se movía mucho y a mucha altura, el edificio es soñado, con salas de pequeños espejos, como no había electricidad, encendían velas que se reflejaban en los espejos. Los fuertes adentro eran palacios donde vivía el mahrajá con sus familias, son todos iguales en cuanto a la entrada y sus dependencias

    ».
    Mabel agregó como dato que los mahrajá eran nobles que tuvieron poder en la India hasta el año 1946/47 cuando los ingleses se retiraron del país, también a ellos les exigieron entregaran su poder, así comenzó a fomentarse el turismo, ya que los palacios fueron convertidos en hotel, en general son lujosos, pero accesibles en costo.

    Una pequeña ciudad llamada Mandawa fue la siguiente en la recorrida de las turistas, el lugar es conocido por sus fortalezas y havelis, se trata de antiguas casas de comerciantes con detalladas pinturas en sus paredes con colores naturales extraídos de polvillos obtenidos de pulidos de piedras semi preciosas o de la naturaleza. «Por ejemplo el rojo es de caña de azúcar, el verde de hojas de mango, el amarillo del azafrán y el azul de una flor que se llama índigo».
    Bikaner las esperó para alojarse, como princesas, en un palacio, allí se encuentra el Fuerte de Junagahr cuya característica son sus paredes talladas en piedra. El lugar es famoso además, por el Karni Mata, un templo habitado por ratas, cientos, miles de ratas, un sitio sorprendente al que hay que ingresar descalza. «Yo no quería entrar pero me contaron la historia y lo hice, para ellos la persona que muere en Bikaner, su alma se convierte en rata, osea que todas esas ratas son almas reencarnadas, y cuando una muere, nace un niño, estos animales toman agua y leche dispuestas en fuentes»; contó Mabel para reconocer que no fue una experiencia placentera.

    «Alambradas»
    de ladrillo

    Durante el recorrido, contó Mabel que llamó la atención las divisiones de los campos que están construidas en ladrillo, de unos 50 centímetros de altura, el suelo de esa región es muy arcilloso por lo que resulta más económico resolver las divisiones en ladrillo en vez de alambrados; también se ven hechas con piedras, las clásicas pircas o con piedra laja. « Hay mucho cultivo de vegetales, algodón trigo en pequeñas extensiones que cosechan a mano, mostaza, azafrán y todo tipo de especies, los té son de la zona del sur»; especificó Mabel.

     

    Jaisalmer es la primera conexión con el desierto, la apodan « la ciudad dorada» y está ubicada sobre una colina de color amarillento. «Fuimos al desierto, subimos las dunas a lomo de dromedario, fue una experiencia distinta que disfrutamos mucho, la ciudad tiene un fuerte que tiene dentro como si fuera otra ciudad, con 250 locales que venden artesanías, los artesanos viven allí, esta ciudad tiene sus casas amarillas, entonces a la caída del sol le da una luz increíble»; dijo nuestra viajera.

    Seguidamente se dirigieron a otra ciudad con «color» Jodhpur, la «ciudad azul». «En un principio decían que el hecho de pintar las casas de azul intenso era para ahuyentar los insectos, pero es simplemente una tradición, generalmente las casas tienen algún adorno en relieve»; describió la viajera. Para agregar que a la arquitectura, los colores, aromas, la cultura, hay que sumar un condimento no menor que son las religiones con todos sus dioses.

    En el máximo estaño de la mitología india se encuentra el dios de los dioses: Indra, que posee el poder de cuidar a los demás dioses y humanos de cualquier mal. «En todos los lugares hay templos y la gente va todos los días a rezar»; dijo Mabel.

    A continuación se dirigieron a Udaipur, apodada «la París de la India» o la ciudad de los lagos debido a que existen varios lagos alrededor de la misma, entre los que destacan el Pichola, que navegó Mabel con su hija en una excursión, para llegar a una isla con un palacio.

    A partir de esta ciudad comienza una zona algo más verde, siempre en el norte hacia el centro del país. En la región se pude apreciar una mayor explotación en campos, búfalos y vacas sueltas en zonas urbanas y rurales. «A los costados de las rutas hay gente con manojos de pasto, los vehículos paran y le dan dinero porque ellos viven de eso, de cortar pasto para alimentar las vacas, que son sagradas, continuamos camino hacia Bundi, Orchha y Khajuraho donde están los ocho templos del Kamasutra, es en el único lugar que los templos son tallados en piedra con figuras humanas y de animales».

    «De ahí nos fuimos a Varanasi en tren, estuvimos en una ceremonia que les hacen a los dioses, con ofrendas de flores, incienso, sonidos de campanas y música, y en el Río Ganges hay gente en barcos mirando la ceremonia y haciendo las ofrendas, que son canastitas de papel encerado con velas y flores, eso se coloca en el río y se pide un deseo, desde el río se ven todos los crematorios, se sabe que las cenizas de los difuntos se tiran luego al río, realmente navegar ese río sagrado da mucha paz»; comentó Mabel.
    Respecto del nativo de la India, Mabel los describió como personas muy amables, hospitalarias y simpáticas con la característica de la sonrisa casi permanente.

    Su gastronomía es muy diferente a la nuestra y está caracterizada por el uso significativo de especias y verduras, pero picante a su vez, las carnes son de cordero, cabra, polo y pescado, además de una gran variedad de panes que también suelen ser picantes.

    Finalmente nuestra entrevistada contó que los indios en general no saben nada acerca de Argentina, sólo al aclarar Argentina-Sudamérica, realizan la vinculación con Messi, mientras que algunas personas realizan un enlace con el polo, ya que antiguamente los mahrajás jugaban polo.

    Y describió la experiencia de este viaje, en particular, como único: « la experiencia es muy valiosa, por un lado por compartir un viaje con uno de mis hijos, y otra por haber compartido con personas de una cultura diferente, el sentirme integrada, porque nunca te dejan de lado, al contrario, me gustó mucho la hospitalidad y su calidez, la India es un lugar que me regaló paz y al que volvería»

    Artículo anteriorMIELES DEL SUDOESTE PARA EL MUNDO
    Artículo siguiente«Seguro»
    - Avisos -

    Accidente sin mayores consecuencias

    Un choque entre una motocicleta y un automóvil sólo provocó un susto y...

    EL TREN SANITASRIO ESTÁ EN EL DISITRITO

    Con el objetivo de ampliar el alcance del programa Vacunate, hoy domingo y mañana lunes el tren Sanitario se encuentra en...

    SE INICIÓ EL PROTOCOLO PARA LA BUSQUEDA DE RUTH

    PARTE DE PRENSA POLICIAL Se informa que se continúan con los protocolos de búsqueda y rastrillaje dentro de la...

    FALLECIMIENTO 19/06/2021

    En Pigüé a la edad de 53 años falleció Daniel Horacio Ustua, sus restos no fueron velados y recibieron sepultura en...

    HOY SÁBADO 5 NUEVOS POSITIVOS

    La placa de hoy sábado 19 de Junio registra 4 nuevos casos positivos de covid-19 y 9 recuperados. Casos activos 48 y...
    - Avisos -

    Noticias Relacionadas