23.5 C
Pigüé
viernes, febrero 26, 2021
  • Policiales
Otras

    La pericia indica que Peralta estaba ebrio cuando fue detenido en Dufaur

    Destacadas

    Vuelve la agenda deportiva del fin de semana

    El retorno del hóckey, la inauguración de la cancha de Beach Vóley en el parque municipal y...

    CAMPAÑA “VUELTA AL COLE SOLIDARIA”

    La parroquia Ntra. Sra. de Luján de Pigüé impulsa la campaña “vuelta al cole solidaria”. Se reciben...

    NOTARARIGO DESTINÓ PARTE DEL FONDO EDUCATIVO PARA EL INICIO ESCOLAR

    "Por segundo año consecutivo y como política generadora de igualdad de oportunidades, desde el municipio se comunicó...

    polemica_policial• Giordani asegura que nunca se quiso detener al periodista pero que «al no deponer su accionar de violencia verbal» fue aprehendido. Aseguro que Peralta está filmado insultado a la policía y que la muestra de sangre arrojó que estaba ebrio.

    El Comisario Inspector, Eduardo Marcelo Giordani, Jefe Distrital Saavedra-Pigüé, emitió un comunicado de prensa donde informa que la pericia practicada arrojó como resultado que el periodista Pablo Peralta se hallaba en estado de ebriedad cuando fue detenido en setiembre pasado durante la fiesta de la Primavera en Dufaur.
    El funcionario policial, explica que emitió el citado comunicado, «dada la reiteración de las manifestaciones realizadas por el periodista PABLO PERALTA en distintos medios periodísticos, donde pone en tela de juicio el accionar policial sobre el suceso acontecido en la “Fiesta de la Primavera” desarrollada en la localidad de Dufaur».

    El Comisario Giordani, pasó a detallar que, «ese día, cuando el Sr. Delegado de Municipal de Dufaur, . GUSTAVO MINICH, se hallaba junto a su familia, en compañía de otra, se apersona el periodista PABLO PERALTA con la intención de realizarle una entrevista. Al denotar el funcionario municipal el aparente estado de ebriedad en el trabajador periodístico se niega, y ante esa negativa PERALTA lo toma de las prendas con el propósito de lograr su cometido. Tanto MINICH como quien lo acompañaba tratan de convencer a PERALTA para que deponga su accionar, dado además su hostigamiento e insultos, aunque no oye el reclamo por ese accionar, teniendo que trasladarse del lugar, seguido por PERALTA, tomando allí contacto con los policías a quienes le informa lo que sucedía».-

    También, aseguró que los efectivos policiales toman intervención con el único afán de prevenir cualquier situación de violencia o de sucesos que pudieran surgir faltas o delitos, y que «además, pudieran poner en riesgo la integridad física de terceros, dado que se estaba en evento especial, con concurrencia de niños, adolescentes y adultos».-

    Ebrio

    «Tras evidenciar en PABLO PERALTA etílico y euforia, amablemente se dialoga con el mismo por un lapso de tiempo de 15 minutos para que deponga su accionar, pero este al no deponer con su accionar, y proseguir con violencia verbal -ya hacia los uniformados- , estos proceden a su detención por hallarse incurso en las transgresiones a los artículos 72 y 74 inciso “a” del Decreto Ley 8031, y por el cual se diera intervención al Juzgado de Paz Letrado local a cargo del Dr. GUILLERMO FISCHER», informó Giordani.-
    Quien subraya que «la persuasión verbal llevada a cabo por los policías no con el propósito de detenerlo, sino era en el afán que deponga su accionar con el fin de preservar su imagen, dado que ella, en esa oportunidad, no estaba acorde al Código de Ética contemplado en el Foro de Periodismo Argentino».
    Por lo cual,  se aseguró que la intención de los uniformados «no era detenerlo, sino que revierta su grado de agresividad, pero que, dada la reiteración de hechos de violencia verbal (insultos), se efectiviza su detención. Esta demasiado claro que bajo ningún concepto se pretendía coartar su actividad periodística, sino que cambie su proceder, en el marco de respeto que todo personal periodístico, en el ejerció de su actividad, merece».-

    Informando también que,  «, la situación de agresividad verbal por parte de PABLO PERALTA se repite dentro de la unidad móvil policial en su momento de su conducción al Hospital de Saavedra y dentro de la Sede Policial».-

    «Tras la detención de PERALTA es traslado al Hospital Municipal de Saavedra donde es examinado por el Médico de Guardia, surgiendo de ese reconocimiento lesiones en rodillas, miembros inferiores y muñecas, que evidencias que estas fueron producidas a raíz del forcejeo en momento de su detención, dado que PERALTA, reiteradamente se arrojó al piso en momentos previos y posteriores a su detención, y por uso esposas». « Circunstancia además corroborada por testigos presenciales, quienes relataron que el momento de ser detenido este se arrojaba al piso, golpeaba su cabeza contra el suelo, en el afán de evitar su detención o autolesionarse».-

    Pruebas

    El titular de la policía local, asegura que «de la prueba testimonial reunida obran elementos de convicción acerca de la ingesta de bebidas alcohólicas por parte de PERALTA, tanto en el club de esa localidad como en el parque donde se desarrollaban los festejos, concordando ello con las expresiones vertidas por el propio delegado municipal, personal policial -acerca de aliento etílico- y el peritaje de alcoholemia realizado por personal de la División química Legal de la Delegación de Policía Científica Bahía Blanca, quien dictamino que la muestra de sangre extraída a PERALTA contenía 1,5 g/l  gramos de alcohol etílico por litro de la muestra analizada, determinando así el estado de ebriedad».-
    En este punto vale aclarar que para conducir vehículos, el límite de alcohol en sangre es de 0,5 g/l.

    Otras pruebas

    Por otro lado, se explicitó que « «fueron incorporados a la causa, como elementos de prueba, independientemente de acta de procedimiento, declaraciones testimoniales, informes médicos, y resultado del peritaje alcohólico, cinco videos que fueron realizados por el personal interviniente en el momento previo a su detención, durante su traslado y arribo al Hospital Municipal de Saavedra como dentro de la dependencia policial de Saavedra, donde se demuestra la violencia verbal del periodista, que resultan peyorativos, agresivos,  ofensivos e injuriosos, teniendo la libertad los receptores de tales ofensas, si así correspondiere, de iniciar las acciones penales y civiles pertinentes».-

    Ante lo expuesto, Giordani concluye en que, «en este caso en particular, con tal proceder no se coartó ni se trató de coartar la libertad de expresión, ni se prohibió el legítimo ejercicio periodístico, enmarcado en nuestra Constitución Nacional, sino que producto de los sucesos explayados, documentados y filmados, y en ejercicio de las leyes y normas que rigen la actuación policial, efectivizaron tal proceder, garantizando los derechos y garantías que todo imputado tiene ante la perpetración de una falta, tal cual lo determina las normas procesales al respecto, dando intervención a la autoridad judicial pertinente, quien será en definitiva quien resuelva al respecto».-

    Giordani, termina asegurando que, «a pesar de este penoso hecho, el Suscripto, en mi carácter de Jefe de Jefatura Distrital, guarda sumo respeto sobre el legítimo ejercicio de la actividad periodística, ello en el marco de deferencia que me merece todo trabajador periodístico, lo que así he hecho durante mas de mis 26 años de profesión, no teniendo nada que ver que el suceso a una actividad política, sino a cuestiones individuales del accionar de las personas, por lo cual el señor PERALTA tiene el derecho y garantía constitucional de ejercer el legítimo derecho de defensa dentro de la causa que se tramita por ante el Juzgado de Paz Letrado de esta ciudad, quien será quien en definitiva, con el aporte probatorio que obra en dicha causa, dicte sentencia al respecto, absolutoria o no»-

     

    HISTORIA DE UNA POLÉMICA: El periodista saavedrense Pablo Peralta denunció que fue agredido por tres policías durante la fiesta de la primavera que tuvo lugar el 22 de Setiembre en Dufaur. Peralta, aseguró que por orden del Delegado Municipal Gustavo Minich, se lo detuvo y agredió físicamente. Realizó  la correspondiente denuncia en la Ayundantía Fiscal.  El Comisario Giordani informó que se le labraron acutaciones por «ebriedad y desorden» y por ello se lo aprehendió ese día. Peralta luego presentó el audio donde un testigo asegura que vio como lo maltrataban al bajarlo en el Hospital de Saavedra y que pudo ver que, «no estaba ebrio». Ahora, la policía informa que la pericia en sangre evidenció ebriedad y que existen testimonios y filmaciones que lo acreditan.

    - Avisos -

    Últimas Noticias

    Vuelve la agenda deportiva del fin de semana

    El retorno del hóckey, la inauguración de la cancha de Beach Vóley en el parque municipal y...

    CAMPAÑA “VUELTA AL COLE SOLIDARIA”

    La parroquia Ntra. Sra. de Luján de Pigüé impulsa la campaña “vuelta al cole solidaria”. Se reciben cuadernos rayados grandes, hojas para...

    NOTARARIGO DESTINÓ PARTE DEL FONDO EDUCATIVO PARA EL INICIO ESCOLAR

    "Por segundo año consecutivo y como política generadora de igualdad de oportunidades, desde el municipio se comunicó que Intendente Municipal giró al...

    ATENCIÓN: TURNOS PARA VACUNACIÓN DE HOY

    Desde la Posta de Vacunación contra Covid-19 en la Escuela 14 de Pigūe queremos notificar a la población en general y a...

    EL FISCAL GENERAL DE BAHÍA BLANCA VISITA PIGÜÉ

    El Fiscal General del Departamento Judicial de Bahía Blanca Dr Juan Pablo Fernández, realizará hoy una visita institucional a Pigüé.
    - Avisos -

    Noticias Relacionadas