14.2 C
Pigüé
domingo, junio 13, 2021
  • Editorial
Otras

    PARA QUE LEAMOS SOBRE LOS JUICIOS Y MI AMADA SILVIA

    Destacadas

    FALLECIMIENTO 12/06/2021

    EN PIGÜÉ A LA EDAD DE 75 AÑOS FALLECIO MARTA SANCHEZ VDA DE HUSER, SUS RESTOS...

    3 NUEVOS CASOS Y UN FALLECIDO

    El informe del día de hoy sábado registra 3 nuevos casos positivos, un fallecido y 18 recuperados...

    Tres heridos en una cuadruple colisión en Pueyrredón y 25 de Mayo

    Un espectacular accidente vehicular se registró hace minutos en el cruce de la avenida Pueyrredón y...

    La semana pasada en Bahía Blanca se leyeron las sentencias de un juicio histórico a parte de los militares que cometieron delitos aberrantes en el ámbito del V Cuerpo de Ejercito durante la última dictadura militar.

    El juicio duró poco más de un año pero en realidad puedo decir que también duró más de treinta años.
    Hace unos 25 años por varias situaciones comprendí el miedo que mi valiente esposa tenía hacia las fuerzas policiales y militares. Un miedo que en ese momento era inexplicable para mí.
    Ella no participó activamente de las manifestaciones populares por estos temas a pesar de tener convicciones y posiciones políticas muy claras y si participar activamente en otros temas sociales y políticos.
    Cuando Silvia tenía ocho años y yo completaba libretas de ahorro, jugaba a la rayuela, a la pelota, y a los autitos ella se escondía con su papá Julio Zaballa, (Dirigente del Sindicato de Luz y Fuerza y de la farmacia sindical de Coronel Suarez) y su mamá (ama de Casa) en un campo. Un día la policía se llevó a su papá durante unos cuantos días y con él se llevó unos cuantos años de su infancia y algunos de su adolescencia. A diferencia de estos hechos para mi la dictadura militar se hizo presente en mi conciencia cuando acontecía mi adolescencia.
    Silvia no se alegra del sufrimiento ajeno aunque con el juicio a las juntas de la década del ´80 algo de esperanza se apoderó de ella pero esa alegría nunca era completa. Borges decía que “la esperanza es la memoria del futuro” y sería entonces que por la memoria y por la posibilidad del futuro la esperanza no era completa.
    La memoria parecía traerle siempre silenciosas imágenes temerosas. A si mismo el futuro de ese pasado, trajo los levantamientos carapintadas, la violencia, el punto final, el indulto, la impunidad, y la exclusión que nuevamente se llevaron la luz de los primeros años de democracia. Entonces los fantasmas que parecían retirados aparecieron nuevamente evidenciando que estaban en algún rincón.
    El futuro de ese pasado, en este siglo XXI, presento un crisis inmensa donde parecía que todo lo importante de la democracia aunque poco y débil se caía a pedazos y el miedo seguía presente.
    Con el esfuerzo de muchos sobre eso pedazos se hicieron presente entre otras cosas la imprescriptibilidad, la ocupación y re-definición de la ESMA, la aparición de lo nietos, la bajada de los cuadros, el envío a cárceles comunes a algunos represores, la reconstrucción oficial de un relato hasta ese momento minoritario, el tratamiento en las escuelas y en los medios de estos temas, y fundamentalmente los juicios, si los tan esperados juicios y en Bahía Blanca donde eso parecía realmente imposible que sucediera.
    Mi amor siguió los juicios, y cuando algo fallaba o parecía que se tropezaba era su historia la que fallaba o tropezaba nuevamente.
    La semana pasada Silvia quiso ir a escuchar la sentencia en la calle junto a nuestras hijas. Y se alegró junto a Magui y Eva con una alegría mas completa. Una extraña seguridad se apoderó de ella, los sueños oscuros que se liberaron durante varios días hicieron llegar el insomnio; un insomnio producido por el deseo de no dejar que este momento se apague.

    Yo estuve unos días mirando esto y mirándola en todo esto, y mi amor creció un poco mas por esta enorme mujer que se liberaba, y con cada sentencia recuperaba momentos de su infancia, de su niñez y de su adolescencia.
    Luego de unos días escribo esto sobre todo para ella, para nuestras hijas, pero también para los que lucharon durante tantos años por esto, para los que hicieron posible estos juicios y estas sentencias, para los creen que no es importante juzgar hechos tan viejos y pasados, y para los que opinan que cuando la justicia es tan tardía no es tan justicia.
    Esto que sucedió en Bahía Blanca, en Silvia y en nuestras hijas; permitió la rememoración de pasados oprimidos, la liberación de miedos escondidos, la recuperación de infancias dolorosas, la conquista de rebeldías adolescentes silenciadas, y desató un manantial de esperanza donde ahora si la memoria y el futuro se encuentran y coinciden dando lugar a que el NUNCA MAS en esta oportunidad se sienta, se piense y se viva para siempre.
    GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS.
    CLAUDIO MASSON
    N de R: carta difundida por Julio Zaballa.

    Artículo anteriorNOS ROBARON LAS BANDERAS
    Artículo siguienteEL RUGIR DE LAS CACEROLAS
    - Avisos -

    Últimas Noticias

    FALLECIMIENTO 12/06/2021

    EN PIGÜÉ A LA EDAD DE 75 AÑOS FALLECIO MARTA SANCHEZ VDA DE HUSER, SUS RESTOS...

    3 NUEVOS CASOS Y UN FALLECIDO

    El informe del día de hoy sábado registra 3 nuevos casos positivos, un fallecido y 18 recuperados en el Distrito. Casos activos...

    Tres heridos en una cuadruple colisión en Pueyrredón y 25 de Mayo

    Un espectacular accidente vehicular se registró hace minutos en el cruce de la avenida Pueyrredón y 25 de Mayo con cuatro...

    FALLECIMIENTO 12/06/2021

    EN PIGÜÉ A LA EDAD DE 54 AÑOS FALLECIO EUGENIO CASIMIRO SCHMIDT ,SUS RESTOS NO FUERON VELADOS Y RECIBIERON SEPULTURA EN...

    Victoria con golazo de Leo González

    Con gol del pigüense Leandro González, Gimnasia de Jujuy venció a Rafaela por la mínima y se mete en zona de Reducido...
    - Avisos -

    Noticias Relacionadas